19 ene. 2006

La homeopatía y el placebo



Hay muchos enfermos que confían en la homeopatía. Ésta es una rama de la denominada "medicina alternativa" basada en la curación de numerosas enfermedades administrando pequeñas dosis de sustancias medicamentosas para activar las propias defensas de nuestro organismo y llegar suavemente a la mejoría o curación de dichas enfermedades.
Pero hay un gran problema. La inmensa mayoría de la comunidad médica rechaza que la homeopatía tenga efectos curativos. Y es que los remedios homeopáticos son dosis infinitesimales de sustancias de origen vegetal, mineral o animal contenidos en pequeñas pastillas similares a bolitas o diluciones en agua que conservan las "propiedades curativas" del principio activo y no sus efectos secundarios es muy discutible.
"The Lancet", la revista científica médica más popular, a finales de Agosto del 2005 publicó que la homeopatía no es más eficaz que el placebo. Algunas voces importantes en la comunidad médica internacional se han apresurado a recomendar a las autoridades la exclusión de la homeopatía de la financiación pública. Por su parte, colectivos que defienden este tipo de pseudo-medicina han declarado su malestar por lo que consideran un atropello a sus tesis.
La verdad es que no existen ensayos clínicos convencionales que puedan demostrar de manera fehaciente las ventajas de la homeopatía. Éstos últimos defienden la homeopatía hasta con tintes místicos y filosóficos, algo que no se puede ajustar a un método científico.
Aunque pueda parecer un caso aislado, debo contar lo sucedido a éste quien escribe hace unos años. Con una bronquitis, se me ocurrió ir a una farmacia y probar la homeopatía. Estuve unos 10 dias tomando unas píldoras transparentes, pero me encontraba mucho peor, con una fiebre altísima y con problemas para respirar. Tuve que ir a urgencias con una neumonía que casi me evita estar tecleando en estos momentos.
Yo daría un consejo a todo enfermo. Visite a su médico oficial y deje los experimentos para ellos mismos.

5 comentarios:

A las martes, 24 enero, 2006 , Anonymous anibal_k ha dicho...

Saludos, he llegado aqui enlazado desde otra web y leyendo est articulo pienso que deberias de informarte antes.

Primero: la homeopatia es una rama de la farmacia, no de los medicos, los cuales no tienen ni puta idea de como hacer un medicamente y solo de decirte lo que tienes, pero eso es otro tema.

Asi que para empezar habria que hablar con gente que si que sabe de medicamentos, en este caso farmaceuticos, repito, que no medicos. En cualquier universidad española es obligatoria una asignatura que se dedica, sino completamente , parcialmente al estudio de la homeopatia, asi que ya nos hace pensar que no hablamos de misticismos.

Ahora hay que tratar el otro tema, automedicacion, si tienes una "enfermedad" deberias de consultar con tu medico primero para comprobar lo que tienes, en el caso de decidir un tratamiento homeopatico deberias de preguntar a tu farmaceutico si existe un tratamiento de este estilo para lo que te han mandado y entonces tomar la decision.

Bueno, yo no soy ni defensor de la homeopatia, ni de los medicamentos, pero pienso que la homeopatia es una rama farmaceutica joven, que puede luchar contra empresas farmaceutica demasiado fuertes.

Creo que me he pasado con este tema, bueno saludos y sobre todo no es un ataque personal, pero ya que estoy cerca del mundo ...

 
A las martes, 24 enero, 2006 , Anonymous Anónimo ha dicho...

Contesto a anibal K.
¿Podrias poner que Universidad española dedica una asignatura obligatoria a la homeopatia y en que carrera?

Los remedios de la homeopatia no la recentan los farmaceuticos, sino los que la practican (la inmensa mayoria no son medicos).

Y, finalmente, si es cuestion de dinero y poder de las empresas farmaceuticas, lo que te hace desconfiar de las primeras y confiar en la lucha de la homeopatia contra ellas; deberias pensar que se gana mucho mas dinero con la homeopatia que con las medicinas tradicionales: La homeopatia vende agua o exclusivamente excipiente, sin principo activo alguno. En farmacia, eso es lo mas barato.

Saludos

 
A las miércoles, 25 enero, 2006 , Blogger Pedro ha dicho...

Contesto a quien contestó a Anibal: agua sin principios activos osea, placebo ¿no?
No conozco a nadie que se haya curado a través de la homeopatía, y sí a mucha gente que ha tenido que volver a la medicina clásica porque le fué fatal.
Salud

 
A las viernes, 19 octubre, 2007 , Anonymous Visión Amplia, por favor! ha dicho...

Nada, sólo exponer mi granito de arena...
He tenido a lo largo de mi vida varias enfermedades. Algunas me las ha curado la medicina clásica oficial occidental, otras la homeopatía, otras la naturopatía, otras el ayurveda, otras la acupuntura, y otras me las curó el tiempo y la paciencia. Sin embargo, todavía me queda alguna cosa, y ninguna medicina de ninguna parte, ni científica, ni no-científica, ni objetiva, ni subjetiva han podido con ella, y cada intervención de los diferentes profesionales no ha podido tener peores resultados.

Por eso, mi escepticismo es ante toda la medicina en general, y sobretodo la prepotencia tanto de los médicos clásicos occidentales (que apenas pueden considerarse médicos científicos desde el descubrimiento de la penicilina, porque antes eran casi chamanes, y llevan poco más de un siglo auto-considerándose como médicos oficiales, si acaso.. Porque predecesores como Avicena o Averroes, no me van a decir que usaban cortisona, eh?), como de naturópatas, homeópatas, acupuntores, etc que siempre piensan que la única medicina existente y legítima es la suya propia. Con toda esa cantidad de intransigencia, hacen un flaco favor a la medicina, pues MEDICINA SÓLO HAY UNA, y tantos millones de visiones como médicos de sus diferentes disciplinas.

Y pienso que si existe un código deontológico en el que de verdad se jure curar a los enfermos en la medida de lo posible y/o aliviar su dolor, pienso que deberían de trabajar conjuntamente para conseguir un tipo de medicina completa, con un tratamiento integral del paciente. Sin embargo, no hacen más que perder el tiempo en insultarse, degradarse e ilegitimarse mutuamente, en una disputa sin fin, y olvidándose del interés del paciente.

Por ello, animo a toda persona que lea este blog, que reconsidere cualquier postura intransigente que posea, y se atreva a abrir la mente y mirar otras posibilidades y otras realidades y dimensiones posibles, tanto de las enfermedades, como de los enfermos.

Por ejemplo, hay veces que un paciente necesita una medicina concreta, otras un poco de respeto y atención (en la seguridad social, como mucho en 3 minutos de reloj pretenden hacerte un examen y diagnóstico perfecto e indiscutible), otras un simple masaje para tonificar algún músculo, otras una sesión de fisioterapia, otras con unas hierbas están arreglado, en otras te ponen unas agujas y sales nuevo, y en otras una dosis infinitesimal homepática es suficiente. Y en otras no hay más remedio que hacer algo drástico y operar, utilizando una medicina invasiva.

Lo cierto es que hay enfermedades en las que una cosa funciona, y en otras no, donde algunas técnicas no funcionan y otras sí, otras que lo hacen de forma regular, y además hay diferentes maneras de atajar una enfermedad, y diferentes tipos de enfermos, así como diferentes tipos de colaboración en el tratamiento, tanto por parte del enfermo, como por parte de sus familiares, o del propio médico.

En fin, ojalá algún dejen de discutir y pelearse, y aprendan a respetarse mutuamente, tanto por el buen nombre de la medicina, como de los pacientes.

También comentar que la mala praxis existe en todas partes, y que médicos, naturópatas, acupuntores, homeópatas, etc pueden ser unos charlatanes. Pero esto es así como en todo ámbito de la vida, y en todo gremio profesional.

Por ello, apelo a la cordura, al sano escepticismo (incluso hacia la propia ciencia, que ya se sabe que en cuanto sale otra hipótesis posible, desbanca a las hipótesis, que pasan a estar desfasadas) hacia todo, pero a la vez, una sana confianza benevolente de que toda medicina siempre quiere curar, ayudar y aliviar; independientemente de cómo ésta exprese su metodología (clásica occidental, naturópata, homeópata, acupuntora, etc).


Por cierto, en países como en China, los acupuntores verdaderos están 15 años estudiando; y en la India, y otros países que usan la homeopatía de verdad, tienen carreras completas universitarias, que suelen ser de cuatro años de duración, y no un cursillo de especialización como se ofrece en España, de apenas 300 horas de duración. Puede que sea ésa la razón de que en España la homeopatía no sea bien administrada. Y por cierto, también en España, un médico sale inútil a no ser que saque el MIR, y si acaso luego pueda acceder a una especialización, y aún así, salen sin tener ni idea hasta que no consiguen tener un mínimo de 5 años de experiencia en un hospital, o 10 años en una consulta privada... Yo, al menos, ni se me pasaría por la cabeza ir a la consulta de un novato, por mucha titulación de médico oficial que posea, y mucho menos en manos de un homeópata con apenas un cursillo de 300 horas; y ello se aplica a todas las especialidades médicas o paramédicas de diversas culturas y metodologías.

Un saludo a todos y a todas.

 
A las lunes, 30 marzo, 2009 , Anonymous Anónimo ha dicho...

Yo la verdad es que soy bastante "liberal" en estos pensamientos, y siempre he estado a favor de porqué no nos van a curar otro tipo de "medicinas" que no sean la tradicional. Pero tengo que contar mi experiencia; fui al homeópata, muy ilusionada, para tratarme de una crisis de ansiedad y después de cambiar el tratamiento dos veces voy a dejarlo; no entiendo como la gente dice que es un placebo, si fuera así yo no tendría los síntomas que padezco desde que empecé el tratamiento. Cada vez me encuentro peor y los efectos secundarios están acabando conmigo: así que lo he decidido (con todo el dolor de mi corazón) no estoy dispuesta a seguir pasando por esto y lo voy a dejar. No se si alguien ha tenido alguna experiencia similar, pero para mí ha sido una mala experiencia. Ojalá hubiera sido verdad y me hubiera ido bien. Un Saludo.

 

Publicar un comentario

Suscribirse a Enviar comentarios [Atom]

<< Página principal