28 feb. 2006

La vida sexual del clero


Estoy leyendo el libro arriba reseñado de Pepe Rodríguez que si he de ser sincero, me está dejando petrificado.
Hay casos (por cierto muy comunes) de curas que violan a chicas y abusan sexualmente de criaturas deficientes psíquicos.
Esto ya es un suma y sigue de mi odio hacia este colectivo y religión Católica en general.
También podemos leer en el libro una cita del Papa León X que dice así:
"Si el eclesiástico, además del pecado de fornicación, pidiese ser absuelto del pecado contra natura, o de bestialidad, deberá pagar (a las arcas papales) 219 libras, 15 sueldos. Más si sólo hubiese cometido pecado contra natura con niños o con bestias y no con mujer, solamente pagará 131 libras, 15 sueldos"
Asqueroso, sencillamente asqueroso.
Menudo pasado tiene esta iglesia, como para hablar de moralidad..
Si bien "La vida sexual del clero" ataca a la hipocresía, es interesantísimo saber cómo la inmensa mayoría del clero tiene relaciones sexuales con normalidad. Algo que choca con el voto de castidad.
En fín, un libro para analizar con lupa a aquellos que van rogando y con el mazo...

24 feb. 2006

Las tontas y chulas


El colmo de los magufos es ponerse "chulo". Es el colmo y la obstinación cegada de no dar a torcer el brazo ante las evidencias científicas para seguir envenenando a la sociedad con su sarta de mentiras e invenciones.
No, nunca reconocerán la aplicación del método científico sobre cualquier tema que explotan hasta la saciedad. ¿Por que? Hay dinero de por medio en la mayoría de los casos y ceguera de entendimiento en el resto.
Revistas mensuales como Más Allá, Enigmas, Año Cero nos alumbran con fotos de OVNIS, fantasmas, huellas de extraterrestres en el pasado, chupacabras que extraen la sangre al ganado, gente agredida por espíritus tras jugar a la OUIJA (Marca Registrada), poderes ocultos de nuestra mente, energías psíquicas y un sinfín de barbaridades que sostienen las evidencias en una línea inexistente y totalmente carente de análisis serio y científico. Pero lo peor de todo, me temo, es que lo saben.
Pero también saben que esos temas venden en una capa de la sociedad poco instruida en la mayoría de los casos, ignorante y confiada.
Ahora pónganse a echar espumarajos por la boca aquellos que defienden la magufonería por estas palabras, pero sabed que exprimís temas que está DEMOSTRADA su inexistencia porque no habéis DEMOSTRADO su existencia. Afirmen y demuestren todo aquello que se sale de lo racional. ¿Duele verdad? Esa maldita navaja tan hiriente..
Y las tontas y chulas que se unan para criticar el razocinio.

16 feb. 2006

Publicidad barata


Andan revoltosillos los magufillos. Se han subido por las paredes; sí, esas por las cuales los espíritus que ellos defienden atraviesan de un lado a otro por aquello de la "otra dimensión" y de las "almas en pena".
Pero que más da. La parapsicología española es muchísimo más cutre que el escepticismo ante estos temas. Sus bastiones más famosos, Iker Jiménez, JJ Benítez, Enrique de Vicente, Pedro Amorós y muchos más hablan ya demasiado de por sí sobre su seriedad .
Por fortuna, esta parapsicología española está arrinconada y su hediondez y sus fraudes la han llevado a un lugar donde se merece estar; entre chupacabras, alienígenas y paredes pintadas en Bélmez. Un lugar apropiado para las anticiencias.
Y ahora canten, lloren o batan palmas, pero el circo paranormal es muy divertido desde aquí.
Y critiquen al escepticismo y el agnosticismo, pero cuidado con el chupacabras y los fantasmas de las casas encantadas, a ver si muerden más que aquellos que nos oponemos a aquello que no podéis demostrar su existencia.
Y ahora a rabiar.

11 feb. 2006

Que me chocaaa ¡¡


Artículo 525.1 del Código Penal:
"Incurrirán en la pena de multa de ocho a doce meses los que, para ofender los sentimientos de los miembros de una confesión religiosa, hagan públicamente, de palabra, por escrito o mediante cualquier tipo de documento, escarnio de sus dogmas, creencias, ritos o ceremonias, o vejen, también públicamente, a quienes los profesan o practican”.

En este pasado año, el gobierno de Jose Luis Rodríguez Zapatero aprobó con el apoyo de la mayoría de la Cámara Baja, la ley que permite el matrimonio entre dos personas del mismo sexo. Un hito en la historia de este país. Algo que no critico y que personalmente apoyo pues es un paso más para un auténtico sistema de libertades.
Tenemos una Ley de Educación, donde se enterró el fantasma franquista de una religión obligatoria.
Actualmente viene al pelo el tema de las viñetas sobre el profeta Mohamed en Dinamarca en un diario ultra-cristiano y conservador. Aparte de no entrar en esa polémica "a saco", sólo deseo poner una pregunta al aire: ¿ Debe Occidente acotar su libertad de expresión por que una determinada religión así lo desee?
Pero vuelvo aquí, a nuestro pais. Como decía, parece que avanzamos a una sociedad más libre. Pero sin embargo tenemos un Código Penal donde precisamente esa libertad de expresión está cohartada.
A mí me puede molestar, de hecho lo hace, que se crea en un dios Bíblico ¿ y tengo que respetar lo que ellos crean sin poder criticarlo? Da que pensar que el artículo 525.1 se quedó suspendido en los años más negros y trágicos de la historia reciente española, la del criminal Franco.
Por eso, y desde este modesto rinconcito, le pediría al Ejecutivo que siga con una política de fomento de las libertades y que no se deje cohartar por ningún grupo religioso-político.

Ufologos ¿?


Miren que soy testarudo, pero que quieren que les diga; no me trago que la ufología en general, solo estudie el fenómeno OVNI en su plano terrestre, osea, aquél debido a prototipos militares y experimentales, fenómenos atmosféricos y etc..Ojo, cuando digo general, generalizo, y en realidad quiero decir que me gustaría saber qué porcentaje de ufólogos son de éstos últimos.
Me temo que muy pocos, y el resto salta a la vista que lo son de la vertiente extraterrestre .
Resultaría una perogrullada decirlo. No en vano es bien sabido que son inmensa mayoría los "investigadores" del lado ET. Pero..¿y el porcentaje de aquellos que en realidad buscan manifestaciones puramente naturales o bien terrenales?
Juro que desconozco esa cantidad. El caso es que se me antojan algunos interrogantes. Desde mi punto de vista, y de muchísimos más, la teoría extraterrestre es tan ridícula y esperpéntica que tantos ufólogos se quieran vestir de "seriedad y escepticismo", argumentando que su búsqueda es terrestre y no alienígena. Si bien me da que si vieran a un hombrecillo verde pilotando un platillo, saltarían de alegría y satisfacción. ¿Por que? Bien sencillo, porque en realidad oculten su búsqueda alienígena.
Por otra parte, no tengo dudas que existan naves cuya tecnología y apariencia se parezcan a aquellos platillos tan anhelados por la ufología convencional. Y que sostengan una velocidad terrible, y hagan unos giros espectaculares. Pero tampoco tengo dudas que intenten vendernos -muchos ufólogos -que esa tecnología es cedida por los ETs a algunos estamentos como la NASA..
Y es que siempre andan buscando dar la vuelta y encontrar un nuevo filón para la venta. No es nada sorprendente, por otra parte.
Hala, me voy que me esperan a cenar unos colegas de UMMO...

2 feb. 2006

El ataque



Suelo andar por listas de correo donde se trata temas de "misterios" y escepticismo. Cuando en una de estas listas los vendedores de misterios de kioscos oyen hablar de Javier Armentia, todos, como una piña se unen para decir que el astrofísico apareció en un concurso de TV para "freaks" e hizo el ridículo, perdiendo credibilidad.
Es un ataque cruel y vengativo. Armentia fué como crítico y analizador del escepticismo frente a la charlatanería magufista.
Puedo considerar que quizás no debiera haber participado, pero a la vez, ese hecho no implica pérdida de credibilidad ni ser tachado de un "freak", pues su papel era exactamente el contrario al pensamiento irracional, ridículo y bochornoso de aquellos que critican a este científico, osea, el de los creyentes en estupideces.
Javier Armentia es astrofísico y su opinión, para muchísimas personas es inmensamente más válida que la de aquellos que venden tortillas o huevos en el gallinero.
Es odiado por esos mismos, porque su lucha también es contra la invasión de la sinrazón y las creencias absurdas, la desinformación intencionada.
Cuando uno de éstos pseudoinvestigadores de lo paranormal no tiene cómo defender ni demostrar su teoría, va al ataque. No al ataque por la vía de una investigación lógica y seria, sino a la descalificación, intentando sacar anécdotas del pasado.